Infoset - Call Center, Cagri Merkezi Sistemleri


Infoset, Turkiye'nin en buyuk bankalari, finans kurumlari, tekstil firmalari, medya kuruluslari, telekom sirketleri, hastaneler ve guclu markalarina donanim ve yazilim cozumleri uretir.Bircok musteriniz sizi, cagri merkeziniz (call centeriniz) kadar tanir. Marka imajiniz ve kurumsal itibariniz, cagri merkezinizden (call centerinizdan) verdiginiz hizmetin kalitesiyle tanimlanir. Tuketiciye guler yuzlu ve cozum odakli hizmet veren bir çağrı merkezi, size hem prestij, hem de tavsiyeyle gelen yeni musteriler kazandirir.

Búsqueda de Colegiados

Búsqueda en el Portal

Inicio Comunicación CATALÁ SE COMPROMETE A REVISAR LA LEY DE TASAS.

CATALÁ SE COMPROMETE A REVISAR LA LEY DE TASAS.

CATALÁ SE COMPROMETE A REVISAR LA LEY DE TASAS.

- El nuevo ministro de Justicia, Rafael Catalá, ha anunciado que revisará la ley de tasas judiciales como una de sus primeras actuaciones al frente del departamento y ha señalado que retomará e impulsará las reformas pendientes del Ministerio "desde el diálogo y el consenso" para buscar un gran acuerdo en materia de Justicia.

Como novedad, ha explicado que emprenderá el "análisis y la mejora" de la ley de tasas judiciales, que fue aprobada por las Cortes con el único apoyo del PP y que se encuentra recurrida ante el Tribunal Constitucional. Catalá ha hecho este anuncio ante la atenta mirada de su antecesor en el cargo Alberto Ruiz-Gallardón, a quien ha agradecido su trabajo en el Ministerio, que dirigió hasta el pasado martes, cuando dimitió tras la retirada de la reforma de la ley del aborto. En el acto Catalá ha estado acompañado de la ministra de Justicia en funciones y vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, de los ministros de Asuntos Exteriores, Defensa, Hacienda y Fomento, así como del presidente del Tribunal Supremo y Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y del fiscal general del Estado.

Sobre la consulta catalana, aunque sin hacer mención expresa, ha asegurado que su responsabilidad como ministro será siempre defender el "Estado de derecho y democrático" que tiene entre sus principios fundamentales "el imperio de la ley".

En su primer discurso como titular de Justicia ha destacado la "intensa actividad legislativa" de su antecesor con "un amplio repertorio de propuestas -ha dicho-", si bien, ha precisado, "es el momento de fijar prioridades".

La revisión de la justicia penal, la reforma de la ley de enjuiciamiento criminal, la mejora de la justicia gratuita, la implantación de un sistema ágil y eficaz en el Registro Civil así como la dotación de plazas de jueces y fiscales serán los primeros asuntos que atenderá el nuevo ministro.

También se ha comprometido "personalmente" a analizar nuevas vías para lograr la implantación de una administración electrónica de la Justicia, una demanda de la mayoría de las asociaciones profesionales. Catalá ha dicho que desempeñará todas estas tareas con "la mayor dedicación y lealtad" para tratar de responder a la expectativas de los ciudadanos y a la confianza que en él ha depositado el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.

Para ello ha tendido la mano a los juristas, expertos, asociaciones profesionales y colegios, a los que ha pedido su colaboración para afrontar "entre todos" los grandes retos que tiene ante sí la Justicia española. "Seguro que desde el diálogo y la búsqueda del consenso y acuerdos comunes seremos capaces de alcanzar puntos de encuentro", ha dicho en alusión a la petición de las asociaciones de jueces y fiscales, que la pasada semana reclamaron a Catalá un gran pacto de Estado en materia de Justicia. Con su nombramiento, Catalá regresa a una casa en la que ya fue secretario de Estado entre 2002 y 2004 con José María Michavila como ministro, lo que conlleva para él, ha dicho, "no solo una responsabilidad extraordinaria sino una satisfacción personal".


La abogacía le da un voto de confianza.

El nombramiento de Catalá ha calmado el ánimo beligerante que durante su mandato había provocado Gallardón en el sector de la abogacía; concretamente, el CGAE en boca de su presidente, Carlos Carnicer, había expresado que el anterior ministro había defraudado las expectativas de todos los operadores jurídicos y de los ciudadanos.

Con el nombramiento de Catalá el mensaje, de momento, ha cambiado y en principio, la abogacía se pone a su disposición para buscar el consenso, sin dejar de insistir que para ello se deben paralizar los proyectos legislativos en trámite parlamentario que afectan, especialmente, a la abogacía y a los derechos de los ciudadanos.

 

Debe estar registrado para poder escribir comentarios


Club Icatf Club Icatf